Blogia
Letra Nueva

De robos irónicos y otras historias

De robos irónicos y otras historias

Todavía no puedo parar de reírme después de leer unos blogs hoy por la mañana. Resulta que ahora los ladrones son arriesgados (o locos) como robar donde menos se lo imaginan y para colmo algunos tienen éxito y hasta se hacen famosos luego. Es como hacer una película con estos robos, pero no de acción, sino una comedia…

Los primero que leí fue sobre un ladrón que entró en una comisaría a robar armas. El delincuente disfrazado de policía puso en evidencia la inseguridad que golpea Costa Rica al robar dos armas en la armería de una comisaría, sin que ningún agente sospechara en ningún momento. ¡!!Y después dicen que Costa Rica es el país más seguro de Latinoamérica para vivir!!!

El hombre ingresó por la noche en una comisaría en las afueras de San José y pidió en la armería una subametralladora UZI y una pistola 9 milímetros y se marchó tranquilamente. "Ingresó con uniforme hasta la armería, el armero no verificó la identidad ..., y luego, la persona se marchó", relató el director de la Fuerza Pública, Juan José Andrade.

El ministerio de Seguridad tico, Mario Zamora, reconoció que se infringieron todos los procedimientos policiales en el manejo del armamento. "Aquí no podemos hablar de falta de preparación o desconocimiento, pero sí de negligencia, descuido, impericia policial, llámenlo como quieran", dijo Zamora. "Estos hechos hay que frenarlos ya, de inmediato, pues tienden a convertirse en una peligrosa costumbre", agregó Zamora, quien ordenó una investigación.

Ahora la otra noticia del día es de unos ladrones que fueron “tan inteligentes” que robaron un banco argentino y escondieron parte de las ganancias en una caja de seguridad del mismo banco y de una sucursal vecina.

Un espectacular robo a 136 cajas de seguridad de un banco durante el pasado Año Nuevo en Argentina ofreció tintes de película al hallarse parte del botín en dos cofres de esa entidad bancaria, uno de ellos en la misma bóveda asaltada.

En la caja de seguridad se encontraron unos 415.000 dólares y 1,5 kilos de joyas dentro de dos cofres a nombre de una ex gerente de la institución bancaria y hermana de uno de los prófugos.

El botín recuperado estaba en una bóveda asaltada en la filial del barrio porteño de Belgrano del Banco Provincia de Buenos Aires y la otra en la sede central de la entidad.

Los ladrones fueron tan precavidos que habían colocado también un dispositivo del tipo que se utiliza en minería de manera de orientar a la excavación del boquete. Para dar el golpe el grupo de delincuentes construyó un túnel alfombrado con hule de unos 30 metros de largo, desde un local cercano hasta la bóveda del Banco Provincia, en plena zona comercial del barrio de Belgrano. Los comercios vecinos nunca sospecharon porque creían que estaban haciendo reparaciones en un local que se había alquilado cinco meses antes.

Los delincuentes trabajaron tranquilamente en la bóveda durante el fin de semana de Año Nuevo y salieron por el local la mañana del lunes 3 de enero. En las cámaras de seguridad vecinas quedaron registradas las imágenes de un encapuchado que sacaba grandes bolsas y las cargaba en una camioneta, antes de marcharse tranquilamente.

Los delincuentes se llevaron un total de 11 bolsas con bienes valiosos y se valoró el botín en unos 10 millones de dólares. El resto de lo robado fue guardado por la banda en dos bancos extranjeros de Miami y Brasil, dijo el jefe de la división de Defraudaciones y Estafas de la Policía Federal, Atilio Vicentín.

Ahora se darán cuenta de que esta es una nueva forma de robar un banco: lo perforas por debajo, te llevas todo y después guardas el botín en el mismo banco y segura nadie sospechará que el dinero está allí…los ladrones argentinos serán familias de los pinareños? O de los costarricenses que se dejan robar las armas de una comisaría?

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

1 comentario

andy -

que gracioso jejeje
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres